Quién se queda con los niños en vacaciones: escuelas de vacaciones y clubs de vacaciones

Algo ha cambiado en las vacaciones de los niños desde aquellos veraneos de más de dos meses, retirados en algún pueblo y playa, sin apenas contacto con el mundo exterior, sin teléfono, sin viajes en coche, sin móvil.

Cuando pensamos en cómo compaginar las vacaciones escolares de los niños con las vacaciones de los padres, especialmente cuando trabajan los dos, padre y madre, solemos pensar sobre todo en verano. Pero cada vez más se hacen más patentes esos agujeros vacacionales de Navidad o de Semana Santa.

Para las familias cuyos padres trabajan ambos, son un problema de ajuste muy serio, el cual va encontrando caminos para convertirse en algo sencillo, claro y asequible. No desde luego por el impulso de la administración educativa, que se adapta muy despacio a las nuevas necesidades sociales. El paso hacia la extensión de los comedores escolares, aulas canguro, actividades extraescolares bien dotadas e integradas en el proyecto de centro, las escuelas de verano y alternativas de ocio educativo, es muy lento, inseguro y poco visible.

La solución a esta situación ha llegado de mano del mundo de las empresas de ocio, que han preparado ofertas vacacionales variadas, que cumplen una función combinada de diversión y atención al niño. Cada vez es mayor la oferta y el consumo de lo que aún no tiene un nombre poco claro: Escuelas de verano, escuelas de invierno, escuelas de vacaciones, clubes de vacaciones, campamentos de verano, campamentos infantiles.

Algunos parques infantiles, centros de ocio activo, granjas esculeas, organizan clubs de vacaciones, que realizan una función similar a las escuelas de verano, pero no están en centros escolares. Muchas veces ofrecen talleres variados a los que apuntarse, de modo que para niños más mayores no se convierte tan solo en una estancia vigilada, sino en una oportunidad de desarrollo y expresión.

Otra opción son los campamentos. La novedad en este campo son los campamentos en los centros de ocio rural, cada vez más numerososo y mejor dotados, que se organizan sobre todo en verano. Muchos de ellos funcionan como lugares de educación ambiental, con talleres que enseñan como desenvolverse en el entorno natural y crean hábitos de ocio muy saludables.

Fuente: Enfamilia.es

Términos clave: Escuela de verano, Vacaciones escolares

Etiquetas: , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: