Campamentos, colonias y granjas-escuela

Diversión y educación para los niños, ayuda y tranquilidad para los padres

Los padres deben sopesar los intereses del niño, sus gustos, habilidades, preparación física y madurez antes de enviarles a uno de estos centros de diversión y educación alternativa.

Consejos para tomar una decisión adecuada:

  • Tenga en cuenta que la edad ideal para que los niños acudan a su primera colonia son los seis años. Antes pueden ir a campamentos urbanos o de día.
  • En el caso de las primeras experiencias, elija un campamento que esté cerca del hogar del niño, por si hay problemas.
  • Fomente en el niño la capacidad de libre elección y acéptela. Cada niño es un mundo, y aunque en ocasiones hay que darles un empujoncito para que superen su timidez, no le obligue a ir, especialmente si ésta es su primera experiencia fuera de casa. Es preferible anular la inscripción en el último momento que obligar al niño a que pase por una mala experiencia.
  • Supere su propio miedo y su reticencia a dejar a su hijo en manos de extraños, lejos de casa, durante una, dos o tres semanas.
  • La oferta es muy variada. En la elección de una u otra, tenga en cuenta los gustos, habilidades, preferencias y necesidades de su hijo.
  • Valore también la relación entre la oferta de actividades y el precio, el tipo de lugar en el que se alojará (residencia, cabaña, casa rural, hotel…) y si incluye o no traslados y materiales.
  • Asegúrese de que la entidad pública o privada que organiza las colonias está reconocida en los registros de la comunidad autónoma correspondiente y tiene licencia de funcionamiento.
  • Un buen campamento debe ser limpio, seguro y cómodo, gestionado por personas capacitadas y con buena formación. Además, debe ofrecer actividades y excursiones de calidad que complementen las habilidades escolares de los niños. Sus responsables deben estar dispuestos en todo momento a aclarar cualquier tipo de duda que se tenga al respecto.
  • Es importante que los grupos estén separados por edades y que la diferencia entre los miembros de ese grupo no sea de más de tres años.
  • Si no tiene referencias del lugar donde se desarrollarán las colonias, no dude en visitar las instalaciones personalmente.
  • Solicite ver los permisos de que disponga la empresa para desempeñar su labor. Infórmese de las medidas higiénico-sanitarias de las instalaciones que han adoptado los organizadores del campamento.
  • Exija información detallada del programa de actividades y seleccione las actividades de multiaventura que está dispuesto a autorizar. Sea consciente de que algunas de ellas pueden ser inadecuadas para la edad de su hijo y que no ha de obligarle a participar en algo que no le gusta o le atemoriza.
  • En los campamentos de niños pequeños se deben evitar los deportes de riesgo o los que presenten alto grado de competitividad.
  • Informe detalladamente a los responsables de la colonia de los cuidados especiales que necesita su hijo. Si es asmático, alérgico, diabético, o tiene problemas de sueño, de conducta o de alimentación.

Fuente: Revista Consumer Eroski

Descargue el texto completo aquí.

Términos clave: Campamentos Zaragoza, Colonias urbanas Zaragoza.

Etiquetas: , , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: